EL ORIGEN DEL TOUR DE FRANCIA

EL ORIGEN DEL TOUR DE FRANCIA

La idea del Tour de Francia empezó a gestarse a finales del siglo XIX con la disputa de las primeras carreras ciclistas como la París-Brest-París, que debía completarse del tirón sin parar por las noches para cubrir hasta 1.260 kilómetros.

La respuesta positiva que recibieron este tipo de carreras hizo que empezaran a pensar en cómo seguir incrementando sus ventas. Sin embargo, no fue hasta que el encargado de la sección de ciclismo, Geo Lefevre, se le ocurrió un buen día en 1902 el crear una vuelta en bicicleta a lo largo del país. Sin embargo, su idea contaba contaba con numerosos problemas de infraestructura como la financiación, el alojamiento de los corredores o los desplazamientos de una ciudad a otra.

Aquí entro en acción Henry Desgrange que, apoyado por su socio Victor Goddet, empezaron a trabajar en la idea. Finalmente, en enero de 1903 el rotativo anunció de los corredores y el inicio del plazo de inscripciones. La aventura constaría de seis etapas con un recorrido total de 2.428 kilómetros y 20.000 francos en premios.

Tan sólo quince corredores respondieron al anuncio, esto obligó a los directores del diario L´Auto a retrasar la carrera al mes de julio mejorando los premios. Los lectores respondieron positivamente y al final la idea contaba con sesenta participantes.

Todo estaba preparado para comenzar el 1 de julio de 1903 en el Café-Hotel Reveille Matin de la localidad de Montgeron, a las afueras de París, debido a la prohibición de las autoridades de celebrar una carrera en las calles de la capital. El recorrido debía completar: París, Lyon, Marsella, Toulouse, Burdeos y Nantes.

Los corredores competían durante la noche y entre etapa y etapa tenían tres días de descanso para recuperarse de jornadas que podían ir hasta veinte horas encima de la bicicleta. De los sesenta que participaron, tan solo 21 llegaron a la meta. Así nació el Tour de Francia.

Aprende a montar en bici de mayor

Aprende a montar en bici de mayor

EMPIEZA CON BUEN PIE: UNA BICICLETA ADAPTADA Y UN CASCO

Para aprender a montar en bicicleta, lo primero que necesitas es adquirir una bici: Polivalente, de ciudad, plegable, BTT o de carretera. Descubre cómo elegir la bicicleta adecuada entre todas las gamas de bicicletas y elige una adaptada a tus necesidades y a tu práctica.

Y no te olvides de comprar un casco de bici. El casco es un elemento básico de protección, tanto para los principiantes como para los deportistas regulares. Elige una talla adecuada a tu perímetro craneal, porque para que el casco sea realmente eficaz debe encajar perfectamente en tu cabeza.

FAMILIARÍZATE CON TU BICICLETA EN UN LUGAR TRANQUILO

Antes de empezar, tómate tu tiempo para acostumbrarte a tu nueva amiga. Anda unos metros con la bicicleta al lado y prueba cómo reacciona: gira, frena, etc. Cada prueba te ayuda a conocer la reacción de tu bicicleta y a confiar en ella.

Para practicar, elige un lugar tranquilo y un momento del día sin demasiado movimiento, sin tráfico ni peatones. Lo mejor es disponer de un lugar llano y de un terreno con una ligera pendiente. Pídele a algún amigo o familiar que te acompañe y que te guíe en tu aprendizaje.

Ajusta el sillín de tu bicicleta para aprender sin miedo: el sillín no debe estar ni demasiado alto ni demasiado bajo. Debes poder colocar los pies planos en el suelo y las piernas un poco flexionadas.

velo-pliant

EJERCICIO 1: EL EQUILIBRIO

Este primer ejercicio consiste en lograr mantener el equilibrio sobre dos ruedas. Tienes 3 opciones, elige una en función de la comodidad:

  1. Sentarte sobre la bici y empujar con los pies para desplazarte por un terreno llano.
  2. Colocarte en lo alto de una pendiente con poco desnivel y dejarte caer separando los pies del suelo.
  3. Hacer que tu acompañante te empuje, mientras tu mantienes los pies hacia afuera

Este ejercicio tiene como objetivo encontrar el punto de equilibrio. Utiliza tus pies para tantear, empujarte, ir a la derecha o a la izquierda.

Al terminar este ejercicio ya empezarás a circular sin apoyarte con los pies. Atención: es posible que necesites algunas sesiones para sentirte seguro. Debes tener en cuenta que, la velocidad es lo que te da equilibrio.

Y muy importante: para mantener el equilibrio mira siempre hacia adelante y a lo lejos.

EJERCICIO 2: FRENAR

Se frena con las dos palancas y las dos manos. Recuerda que la palanca de la izquierda acciona el freno delantero y que la palanca derecha acciona el freno posterior.

Atención: no frenes de manera brusca ni mientras giras, sobre todo con el freno delantero. La rueda delantera podría derrapar y te podrías caer.

Practica los ejercicios de frenado una vez hayas aprendido a mantener el equilibrio. Para frenar, mejor utiliza los frenos que tus pies. De esta forma trabajas al mismo tiempo el equilibrio y el frenado.

Estos ejercicios están pensados básicamente para que te acostumbres a utilizar el sistema de frenado para parar.

 4M1A2445

EJERCICIO 3: PEDALEAR

¿Ya eres capaz de mantener el equilibrio y sabes parar sin problemas? ¡Llegó el momento de pedalear!

Haz que te empujen o desciende una pendiente suave al igual que en los ejercicios de equilibrio, pero coloca los pies sobre los pedales sin pedalear. Párate después de recorrer una corta distancia. Vuelve a empezar hasta que te sientas cómodo con los pies encima de los pedales.

Para aprender a parar la forma más fácil es frenar con suavidad, levantar un pie, ponerlo en dirección al suelo e inclinarse poco a poco hacia ese lado.

¡Ahora ya estás apunto para tus primeros pedaleos! Colocate otra vez en una pendiente suave o haz que alguien te empuje, coge un poco de velocidad, coloca los pies encima de los pedales y empieza a pedalear.

Cuidado con la pendiente suave porque aumenta la velocidad con mayor rapidez.Avanza algunos metros y frena. Vuelve a empezar hasta que pedalees con comodidad.

Pídele a tu acompañante que elija una marcha adecuada si tu bicicleta dispone de velocidades.

4M1A7821

EJERCICIO 4: ARRANCAR

Se arranca empujando: coloca un pie encima del pedal, en la posición más baja, y levántate con el cuerpo un poco hacia adelante y cerca del manillar.A partir de esta posición, empújate con el otro pie, que está tocando el suelo, para lograr la velocidad adecuada. Siéntate y pedalea.

Otra forma, aunque un poco más difícil: arranca sin empujarte con el pie.Utiliza los dos frenos en un terreno llano o con poca pendiente. Coloca el pedal mirando hacia adelante y por encima del eje del pedalier, de esta forma tendrás suficiente fuerza para realizar tu primera vuelta de pedal.

Ahora es cuando debes combinar tres movimientos: deja los frenos, apóyate sobre el pedal delantero y coloca el pie de atrás sobre el pedal para empezar a pedalear. ¡El mundo de la bicicleta te abre sus puertas!

¡Ya sabes cómo montar en bicicleta! ¡Enhorabuena! Pero todavía no estás preparado para  circular en bicicleta por la ciudad o por una carretera con tráfico… Utiliza los parques o una carretera tranquila para practicar y coger confianza.

Practica algunos ejercicios para mejorar tu aprendizaje de la bicicleta: cambia las velocidades, mantén el equilibrio a poca velocidad, controla las maniobras y las trayectorias…

LOS 10 MEJORES CICLISTAS DE LA HISTORIA

LOS 10 MEJORES CICLISTAS DE LA HISTORIA

Eddy Merckx

Nacido en Bélgica en 1945, se convirtió en el mejor ciclista de calle a nivel mundial. Ganó el Tour de France cinco veces, el Giro D´Italia otras cinco y la Vuelta a España una vez de la misma manera que el Tour De Suisse, Paris-Nice tres veces, Dauphné-Libéré una, Paris-Roubaix tres, Liège-Bastogne-Liége cinco y el World Road Race Championchip tres. Casi nada.

Eddy Merckx

Bernard Hinault

Ciclista francés nacido en 1954, se trata del único que terminó primero o segundo cada Tour de France en que participó, ganó el Tour cinco veces, el Giro D’Italia en tres ocasiones, la Vuelta a España en dos. Dentro de la victorias de Hinault están el Paris-Roubaix en 1981, Liège-Bastogne-Liège en 1977 y en 1980 el World Road Cycling Championship de 1980.

Bernard Hinault

Jacques Anquetil

También francés nacido en 1934. Ganó el Tour de France 5 veces, el Giro D’Italia dos, la Vuelta a España en 1936 y la Liège-Bastogne-Liège en 1966.

Jacques Anquetil

Séan Kelly

Nació en Irlanda en 1956 y se convirtió en el ciclista más conocido en la década de los ochenta. Entre sus triunfos encontramos la Vuelta a España en 1988, 7 Paris-Nice de forma consecutiva desde 1982 hasta 1988, dos en el Tour de Suisse, Paris-Roubaix and Liège-Bastogne-Liége.

Séan Kelly

Gino Bartali

Nació en 1914 en Italia. Ganó el Tour de France dos veces y además ganó las etapas de montaña, el Giro D’Italia tres veces donde también ganó las competiciones de montaña. Bartali ganó el Tour de Suisse en 1946 y 1947. Era un gran escalador y un pionero en los cambios con descarrilador.

Gino Bartali

Felice Gimondi

También italiano nacido en 1942. Ganó el Tour de France en 1965, el Giro D’Italia en tres ocasiones, y la Vuelta a España en 1968. Gimondi también ganó el  Paris-Roubaix en 1966 y el  World Road Cycling Championship en 1973.

Felice Gimondi

Fausto Coppi

Seguimos con italianos, en este caso nacido en 1919. Ganó el Tour dos veces, en 1949 y 1952, el Giro D’Italia cinco veces: 1940, 1947, 1949, 1952 y 1953. Además ganó el Campeonato Mundial en 1953, el Giro di Lombardia en 1946, 1947, 1948, 1949 y 1954, el Milan-Sanremo en 1946, 1948 y 1949, y el Paris-Roubaix y  La Flèche Wallonne en 1950.

Fausto Coppi

Miguel Indurain

Nacido en España en 1964. Ganó el Tour de France cinco veces de forma consecutiva y el de Giro D’Italia dos veces seguidas. También ganó el Olympic Time-Trial Championship en 1996 y el World Time-Trial Championship en 1995, como así también el Dauphiné Libéré y el Paris-Nice. Indurain siempre fue muy grande de tamaño físico en relación a otros ciclistas – 1.88 mtrs. y 80 kg. – lo que le mereció el apodo “Miguelón”. En el apogeo de su carrera tenía una circulación sanguínea de siete litros por minuto, lo normal es un promedio de tres o cuatro litros por minuto.

Miguel Indurain

Lance Armstrong

Ganó siete ediciones del Tour de France, en el 2001 el Tour de Suisse y el Campeonato Mundial de Ciclismo en 1993.

Lance Armstrong

Jan Ullrich

Nacido en 1973 en Alemania. Ganó el Torud de France en 1997, el Jersey Blanco en tres ocasiones, tiene cinco segundos lugares en el Tour y ganó el apodo: “El Eterno Segundo”. Ullrich también ganó la Vuelta a España en 1999 y el  Tour de Suiza 2004 y 2006. Además ganó el World Time Trial Champion en 1999 y en el 2001.

Jan Ullrich